La nueva economía y el crecimiento social marcan el camino de la Revolución Bolivariana

Publicado por el 16 abril, 2014
maduro-primeraño

maduro-primerañoCaracas, 15 Abr. AVN.- A un año de su victoria electoral, con 50,61% del apoyo popular, el presidente de la República, Nicolás Maduro, destacó que su gestión es la demostración de la viabilidad histórica de la Revolución Bolivariana, tras la desaparición física del comandante Hugo Chávez.

El Jefe de Estado también identificó una serie de retos relacionados con la pacificación social y el crecimiento de una nueva economía no rentista.

El pueblo soberano y el gabinete ministerial acompañaron este martes al mandatario en la celebración de su primer año en el poder, en un acto que se realizó a las afueras del Palacio de Miraflores, en Caracas, donde el Presidente se paseó por algunos logros alcanzados y los desafíos que se avizoran en los años por venir.

“Si algo ha triunfado hace un año y algo ha triunfado hoy, que cumplimos un año de esa victoria, ha sido precisamente la lealtad y del amor practicado por el pueblo venezolano al legado del comandante Hugo Chávez”, expresó al iniciar su discurso.

Calificó los resultados electorales de abril de 2013 como una victoria heroica, y reconoció la demostración de lealtad sincera y de corazón que ha demostrado el pueblo venezolano a las ideas y proyectos del líder de la Revolución.

Logros revolucionarios

Entre los logros alcanzados desde su llegada al poder, el presidente Maduro destacó el fortalecimiento del Gobierno Revolucionario ante los intentos fascistas de desestabilización de la extrema derecha venezolana mediante las guerras económica y eléctrica y acciones violentas.

“Este año hemos demostrado de manera muy contundente que no podrán con nosotros y no podrán ni con guarimbas, ni con violencia, ni elecciones, ni guerra económica. No podrán, no volverán”, expresó.

Añadió que tras un análisis honesto, “a la oposición no le ha ido nada bien, de verdad creo que en un año han cometido un error tras otro (…) que le han hecho daño al país”.

Contrario a las pretensiones de la derecha, lo que ha quedado demostrado desde el triunfo del primer presidente chavista ha sido la viabilidad del proyecto revolucionario. “Demostramos que la Revolución Bolivariana sigue para las décadas que están por venir”, apuntó.

Recordó que a pesar del odio que sembró la autodenominada Mesa de la Unidad (MUD), que dejó 11 personas fallecidas en los días posteriores al 14 de abril de 2013, el pueblo venezolano “eligió construir la patria socialista aún con el dolor irresponsable que provocaban grupos de derecha”.

Pero el compromiso con el legado del comandante Chávez no solo fue asumido por el pueblo, sino también por el presidente Maduro, al afianzar y consolidar las políticas sociales que impulsó su predecesor durante sus años de gobierno.

El gobierno nacional destinó 64.1% de los ingresos que percibió el país durante 2013 a la inversión social, recordó Maduro.

El mandatario explicó que antes de la llegada de la Revolución, en 1999, menos del 36% de los recursos que ingresaban al país eran asignados a los llamados “gastos públicos”, como era denominada la inversión social durante la IV República.

En el año 2012 se logró un récord, con la distribución de 62% de las riquezas del país al pueblo de Venezuela, a través de las misiones y grandes misiones y el año siguiente, se aumentó la inversión justa e igualitaria de los recursos de la nación a 64,1%, equivalente a un monto de 623.508 millones de dólares.

“Esta riqueza le pertenece al pueblo, a la inversión social; pero para sostener estas cifras, lo primero que hay que hacer es trabajar, producir, defender nuestras reservas petroleras del imperialismo”, expresó.

Otro de los logros destacados por el Jefe del Ejecutivo fue la reducción del desempleo, el cual se ubicó en febrero de 2014 en 7,2%, “el más bajo en los últimos 20 años”.

“La Revolución se ha mantenido en cuanto a empleo e ingresos (…) y el pasado mes de febrero rompimos el récord con el más bajo nivel de desempleo en los últimos 20 años en Venezuela, pese a la guarimba y el sabotaje económico”. Agregó que el trabajo formal, “de calidad y protegido alcanzó el 61%, y seguiremos mejorando la calidad de empleo”.

Detalló que en los años anteriores el 60% de los trabajadores se encontraban en el sector informal. “Hoy el empleo informal va por 39%”, señaló.

Del mismo modo, Maduro señaló que los ingresos por hogares subieron durante 2013 de 6.000 bolívares a 8.500 mensuales aproximadamente.

“Ha crecido de manera sostenida durante los últimos años. Éste es el pico ascendente del socialismo y esto es lo que demuestra el éxito del modelo económico y social de la Revolución Bolivariana”, dijo.

También señaló que el salario mínimo integral pasó de 3.004 bolívares en 2013 a 4.111 bolívares este año.

En cuanto a los índices económicos del país, apuntó que el Ejecutivo Nacional cumplirá la meta de vencer la inflación inducida del 56%.

Indicó que los aumentos salariales anunciados para combatir el ataque económico de la derecha venezolana fueron de 59%, “tres puntos por encima de la inflación inducida de la guerra económica”, al tiempo que sentenció que “el pueblo venezolano no ha pasado hambre ni pasará hambre jamás en Revolución”.

El Gobierno Bolivariano también le hizo frente a una guerra eléctrica, la cual fue neutralizada con la estabilización de la generación y demanda del Sistema Eléctrico Nacional (SEN) al incorporar más de 3.000 megavatios (MW), informó el ministro para la Energía Eléctrica, Jesse Chacón.

“El sistema eléctrico fue una de las áreas de los servicios públicos más atacadas”, advirtió Chacón, quien explicó que se perpetraron ataques a subestaciones en Táchira, Miranda, Bolívar, Carabobo y Anzoátegui, entre otras.

Explicó que de los más de 3.000 MW adicionales incorporados a la generación, 1.900 MW fueron generados por las plantas TermoCarabobo y La Cabrera, ambas ubicadas en el estado Carabobo.

Informó que otro de los logros en el sector eléctrico el año pasado fue la reducción de las interrupciones eléctricas en 41% en comparación con diciembre de 2012, así como la creación de la Corporación Industrial para la Energía Eléctrica (CIEE) y del sistema de inteligencia social.

Años de desafíos

Tras realizar un balance de su primer año de gobierno, el presidente Maduro se refirió a los retos por cumplir, enfocados principalmente en la construcción de una nueva base económica que afiance aún más el desarrollo social del país.

Señaló que el modelo económico y social que emprende la Revolución Bolivariana “es un modelo exitoso”, y que el pueblo venezolano debe conocer y reconocer cuál es el aporte que puede dar para fortalecer la economía venezolana.

“Yo les pido todo el apoyo al país, como presidente de la República, para abordar los temas económicos, las dificultades económicas, con todos los venezolanos”, expresó.

En este sentido, declaró: “En los próximos días voy a llamar al pueblo para que iniciemos una ofensiva superior en el campo económico, de aquella que hicimos en noviembre y diciembre pasado. Yo voy a convocar a todo el pueblo, para que el 22 de abril arranquemos una poderosa e integral ofensiva económica para la producción, el abastecimiento y los precios justos”.

Señaló que la participación del pueblo permitirá que la clase obrera venezolana, las empresas públicas, estatales y socialistas, los empresarios venezolanos, los estudiantes, el pueblo organizado “conozca el papel que debe tener, que debe jugar”.

“Necesitamos una poderosa base económica, que sustente el desarrollo social del país de manera estable, permanente”, insistió.

Destacó que durante este segundo año de Gobierno que apenas comienza, el tema principal de trabajo será “poner especial atención y trabajo en el desarrollo de los planes económicos del país”, garantizando el empleo para el pueblo, sus ingresos y protección, y fortaleciendo la capacidad del Estado de generar productos de producción nacional para “satisfacer todas las necesidades del pueblo”.

Entre otras acciones, también anunció la puesta en marcha de una revolución fiscal, con el objetivo de “ensanchar la base de recaudación de impuestos” en todo el país.

Maduro explicó que los recursos para sostener la inversión social en el país provienen de los ingresos de la industria petrolera y los impuestos que pagan los venezolanos, por lo que se hace necesario ampliar el rango de recaudación.

“El año pasado tuvimos excedentes de recolección de impuestos y este año vamos a romper récord nuevamente, producto de que nuestro pueblo está trabajando y pagando”, precisó.

También anunció que al finalizar el asueto vacacional de Semana Santa se establecerá una jornada de conferencia económica por la paz, para “acabar con las mafias especulativas y acaparadoras” que sectores empresariales mantienen con el precio de los productos.

Pacificación como tema nacional

La construcción de la paz ciudadana a través del Plan de Pacificación Nacional, instalado por el presidente Maduro a principios de 2014, sigue siendo una de las principales propuestas del Gobierno nacional.

Al respecto, el mandatario propuso que “todo el tema de la pacificación social, la lucha contra la criminalidad y la inseguridad sea un gran tema nacional. Que nadie lo agarre para la politiquería baja”.

Asimismo, instó a los sectores de la derecha extremista en el país a respetar los días de conmemoración de la Semana Santa, para que la familia venezolana “disfrute de una semana en paz, en felicidad, reunida en familia”.

“Le pido a la derecha extremista que no le vaya a sabotear la Semana Santa al pueblo. Tenemos funcionarios activados a nivel nacional para proteger al pueblo, pero sabemos que hay estos factores enloquecidos que quieren sabotear”, manifestó.

Fue enfático al referir que “los errores de la derecha venezolana le han hecho daño al país” y “el llamado hace un año a descargar la violencia contra el pueblo fue un error caro (…). A la derecha venezolana le ha ido muy, muy mal”, expresó.

Fortalecer las misiones

Otro de los compromisos asumidos por el presidente Maduro será trabajar para consolidar los programas sociales en el país y beneficiar así al pueblo venezolano.

“Tenemos que consolidar de raíz las misiones sociales, las grandes misiones y el Sistema de Misiones y Grandes Misiones que hemos creado”, indicó.

Recordó que el comandante Hugo Chávez creó 28 misiones para el pueblo, y que la primera nació el 16 de abril de 2003 bajo el nombre de Misión Barrio Adentro. Durante el primer año de Gobierno de Nicolás Maduro, siete misiones más han sido creadas.

“Me tocó mantener y consolidar estas 28 misiones que hay que mejorarlas todos los días. Además, en un año he creado siete nuevas misiones para el pueblo de Venezuela. La primera de ellas la Gran Misión Eficiencia o Nada, para la lucha contra la corrupción”, reseñó, al tiempo que ratificó su voluntad de continuar garantizando bienestar al pueblo venezolano a través de la distribución justa de la riqueza nacional y la profundización de las misiones sociales que tanto beneficio han brindado a la población.

FacebookTwitterGoogle+Compartir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.