Cumbre Mundial sobre Medio Ambiente exige cambiar sistema de consumo

Publicado por el 12 octubre, 2015
correa-evo-maduro

Cochabamba, Bolivia, 12 oct (PL) La II Cumbre Mundial sobre Medio Ambiente finalizó hoy aquí con la exigencia de los países del Sur de cambiar el sistema de consumo y crear un nuevo orden económico en favor de todos por igual.

En la clausura el presidente ecuatoriano Rafael Correa advirtió que solo con justicia ambiental se resolverán los grandes problemas generados por el cambio climático y remarcó que ello ocurrirá “cuando los grandes contaminadores se vean obligados a compensar por sus acciones”.

El mandatario ecuatoriano destacó que el capitalismo salvaje no va a poder solucionar los problemas ambientales, como tampoco pudo hacerlo, dijo, el socialismo tradicional, que no disputó la noción de desarrollo con el capitalismo’.

No obstante, resaltó que el socialismo del siglo XXI presenta al mundo una nueva visión de desarrollo, prestada de los pueblos ancestrales, que significa vivir bien, satisfaciendo las necesidades de base en armonía con la naturaleza y con las demás culturas.

Su homólogo Nicolás Maduro, instó a hacer de la Cumbre Climática de las Naciones Unidas sobre Cambio Climático (COP-21) en París, la reunión de los movimientos sociales movilizados para defender la vida de la Madre Tierra.

Nuestro compromiso es llevar adelante sus propuestas a la Cumbre de París, de aquí saldrá la voz de las masas, de los pueblos indígenas, de los movimientos sociales para exigir a los países industrializados, a las oligarquías, al sistema económico de consumo, la construcción de un nuevo orden universal, limpio, transparente y para beneficio de todos por igual, remarcó.

Maduro remarcó que en la referida cumbre no se aceptarán más mentiras, porque “estamos cansados de escuchar muchas promesas de inversiones millonarias pero observamos poca acción y resultados, cero”.

Patria es Humanidad, como dijo el prócer revolucionario cubano José Martí, y así unidos, todos los países del Sur podremos conseguir salvar la Madre Tierra, aseveró.

Por su parte, el canciller de Cuba, Bruno Rodríguez Parrilla, llamó a los pueblos del mundo a defender los derechos de la Madre Tierra por encima de las guerras y el desarrollo de armas nucleares.

Cuando los países en desarrollo, de África y América Latina y el Caribe sufren los daños del cambio climático, pero sobre todo cuando sufren los desmanes del capitalismo depredador de la naturaleza, llamamos a defender los derechos de la Madre Tierra por sobre las guerras, las armas nucleares y la economía de consumo, afirmó.

Rodríguez Parrilla, rememoró que los países industrializados desean imponer a los del Sur patrones de consumo insostenibles y que estos deben ser renovados por un nuevo sistema económico mundial.

Al respecto adelantó que en la Conferencia sobre el Clima de la ONU en París, los países del Sur no aceptarán un acuerdo que diluya las responsabilidades de los países desarrollados.

Allá exigiremos que esos países, las transnacionales, paguen la deuda ecológica, paguen la deuda externa que hace rato está pagada, precisó.

El diplomático cubano felicitó a los organizadores del evento y manifestó al presidente Evo Morales, el respaldo incondicional de su país al proceso de cambio y a la causa marítima boliviana.

Morales, mientras tanto, agradeció el apoyo del canciller cubano, de los presidentes Correa y Maduro, de las tantas autoridades que asistieron al cónclave pero principalmente, de los miles de delegados de los movimientos sociales que son la esencia de estas cumbres que buscan poner cota a la crisis medioambiental.

Si no paramos este calentamiento, las juventudes van a ser víctima del capitalismo. Si no paramos el calentamiento qué será de las nuevas generaciones, comentó Morales, quien advirtió que el calentamiento global y el cambio climático son problemas que nos deja el capitalismo.

Al mismo tiempo, recordó que cientos de años de saqueo, desde el 12 de octubre de 1492, dañaron a la Madre Tierra por el afán de llevarse los recursos de una región que siempre fue muy rica.

FacebookTwitterGoogle+Compartir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.