En Bolivia el número de familias afectadas por las lluvias aumenta a 59 800

Publicado por el 22 febrero, 2014
bolivia-lluvias

bolivia-lluviasSanta Ana, BOLIVIA, 22 feb (ABI).- El ministro de Defensa, Rubén Saavedra, informó el sábado que el número de familias afectadas por las lluvias y riadas subió a 59 800 y la ayuda humanitaria a 450 toneladas.

En un contacto con la ABI en Santa Ana de Yacuma, donde el Gobierno entregó ‘chatas’, embarcaciones para evacuar al ganado, además de forraje y otros equipos, explicó que los desastres naturales se cobraron la vida de 59 personas.

‘Haciendo un balance, las familias afectadas ascendieron a 59.800, perdieron la vida por diferentes circunstancias causadas por las lluvias 59 personas, incluyendo a las dos personas que son buscadas en Laguna Azul’, precisó.

Detalló que de las 450 toneladas de ayuda humanitaria, 230 fueron destinadas al departamento de Beni, la región más castigada por las lluvias.

‘Al momento se realiza una actividad intensa trasladando ayuda humanitaria y evacuando personas afectadas de las comunidades aisladas por la cantidad de agua que no permite el tránsito por las vías carreteras, en algunos casos tampoco existe la posibilidad de ingresar con embarcaciones por vía fluvial’, complementó.

Por esa razón, afirmó que se intensificaron las operaciones aéreas de helicópteros bolivianos y extranjeros, enviados por países amigos, en las poblaciones de Beni, Pando y del Norte de La Paz.

Puntualizó que en las últimas horas se trasladaron a las comunidades de San Ignacio de Moxos, Santa Catalina, Riberalta, Blanca Flor, Villa Rodeo, 26 de Julio, Perú de la Pere, Mercedes de la Pere, Rurrenabaque, Norte de La Paz, Ixiamas y Tumupasa.

‘Estamos proveyendo alimentos, carpas, medicamentos y la movilización de brigadas de sanidad que cuidan por la salud de niños, niñas, mujeres y personas de la tercera edad que están en albergues ubicados en anillos cerca a la circunvalación de la ciudad de Trinidad’, agregó.

Además, dijo que continúan  los trabajos de reforzamiento del dique deflector que rodea a la ciudad de  Trinidad y que impide que las aguas desbordadas del Río Mamoré e Ibare ingresen a la ciudad.

‘Esa labor de ingeniería importante’, matizó.

En esa línea, acentuó el trabajo mancomunado entre la Fuerza Bi Nacional, la Gobernación del Beni y el Gobierno Municipal, para reforzar el deflector, además de la decidida participación vecinal.

FacebookTwitterGoogle+Compartir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.